21 de enero de 2014

David Saltzberg: el científico detrás de The Big Bang Theory

David Saltzberg es el físico más envidiado de toda la profesión. Profesor de física y astronomía en la Universidad de California, David se licenció en la Universidad de Princeton, realizó su doctorado en Chicago y continuó como postdoc en el colisionador de hadrones del CERN.


Si queréis haceros una idea de los experimentos que realiza, os recomiendo un artículo que lleva el tan campechano título: “Observación del efecto Askaryan. Emisión Cherenkov de microondas coherentes desde cargas asimétricas en cascadas de partículas de altas energías”. (Podéis descargarlo aquí).
La carrera investigadora de David es impresionante, pero lo que despierta nuestra envidia es su otro oficio: asesor científico de la comedia televisiva “The Big Bang Theory”.
Un mes antes de que se grabe cada episodio, David recibe un guión repleto de huecos para que él los rellene con comentarios científicos. Por ejemplo, una frase de Sheldom a Leonard aparece en el borrador como: “Tengo entendido que tu último experimento sobre [aquí David escribe algo] ha sido un fracaso total”. David la transforma a: “Tengo entendido que tu último experimento sobre el decaimento de antiprotones ha sido un fracaso total”.
También asiste a los rodajes para comprobar que todas las ecuaciones que aparecen en las pizarras son correctas y asesora a los actores cuando tienen alguna duda sobre las teorías científicas que discuten.
David cuenta que su trabajo es mucho más sencillo desde que apareció, en la tercera temporada, el personaje de Amy Farrah Fowler. Intepretado por la actriz Mayim Bialik (más conocida como Blossom), Bialik es también doctora en neurociencias por la Universidad de California y ayuda a David en todos los aspectos relacionados con la biología.
Cuando preparaban la primera temporada de la serie, los productores pidieron a David que les presentase a sus estudiantes de doctorado. Querían conocer la vida cotidiana de jóvenes investigadores en física: cómo vestían, cómo estaban decorados sus pisos, cómo era su vida social, etc. Los guionistas prepararon un episodio piloto que reflejaba fielmente a los chicos. Pero a los dueños de la cadena les pareció tan, pero tan deprimente, que obligaron a hacer cambios. Los aspectos científicos se mantendrían, pero el estilo de vida tendría que ser mucho másfashion.
Aunque viole mis principios corporativistas, yo doy toda la razón a los dueños de la cadena.
Permitidme acabar con una aclaración para el público femenino de este blog y que evitará malentendidos si alguna vez nos encontramos en una discoteca. Todos los físicos llevamos dentro un Sheldom Cooper. Son los daños cerebrales provocados por un vida profesional 

No hay comentarios:

Publicar un comentario